Caso México: ¿Quién infundió miedo en redes y WhatsApp y llamó al saqueo?

Mensajes, grabaciones y videos difundidos en redes sociales, sobre falsos robos masivos a comercios y otros hechos de violencia, derivados de protestas por el alza en el precio de los combustibles, desataron una psicosis colectiva en varios estados de México. Pero todo fue coordinado, de acuerdo con Lo Que Sigue, por un grupo de análisis del comportamiento de Internet y las redes sociales.

Veinticuatro horas después de que la discusión se concentrara en la ira de los ciudadanos por el llamado “mega gasolinazo”, el debate fue acerca de los saqueos que se vivieron en el Estado de México, Hidalgo, Veracruz, Michoacán y la Ciudad de México.

Durante los primeros días del mes de enero de 2017, los disturbios -alentados con una campaña en redes sociales y en grupos de WhatsApp-, afectaron a 6 estados y la Ciudad de México. La Secretaria de Gobierno de la capital, Patricia Mercado, afirmó que la Policía de Investigación realiza una pesquisa para averiguar quiénes “produjeron mensajes fuera de la realidad, que lograron producir nerviosismo en el centro histórico, donde cerraron comercios en una semana tan importante para la venta”.

 

Gran parte de los mensajes vinieron del exterior

El sitio Lo Que Sigue, que analiza el comportamiento de las redes sociales y de Internet, dijo que “desde temprano, cientos de cuentas de bots y trolls de la llamada ‘Secta Científica’ lograron posicionar el Trending Topic #SaqueaUnWalmart desde ubicaciones fuera del país”.

“Este grupo nuevo viene a desplazar a la llamada ‘Legión Holk’ en su poder y alcance, puesto que lograron posicionar la tendencia y probablemente personas actuaron ante ese llamado. En total logré contabilizar 485 cuentas y 1501 mensajes en Twitter usando el hashtag, para lo que vale preguntarse: ¿Quién está detrás de estos trending topics coordinados? ¿Quién puede coordinar un grupo así y mantenerlo activo durante 4 horas que duró como tendencia?”, dijo el analista principal de Lo Que Sigue.

El seguimiento de cuentas logró determinar que en la difusión de rumores participaron cuentas de Twitter “que han venido amenazando a periodistas y activistas como Andrea Noel, San Juana Martinez, John Ackerman, y su labor fue difundir videos e imágenes de Turquía e Irak y decir que eso ocurría en Naucalpan. No tuvieron la capacidad de generar un trending topic, pero se montaron en uno que usaba la gente para informar, logrando que al menos un par de presidentes municipales salieran a desmentir”.

 

Impacto en las calles y los medios

En una de las jornadas fueron detenidas 430 personas por saqueos en el Estado de México, entre ellos cinco policías, que fueron captados guardando artículos en patrullas. El balance sólo en Ciudad de México: un policía muerto, 21 detenidos, 38 movilizaciones y 25 robos a comercios.

La Asociación Nacional de Tiendas de Autoservicio y Departamentales afirmó en un comunicado que 79 establecimientos registraron saqueos y 170 quedaron cerrados o bloqueados en el centro de México, incluida la capital, durante la agitación provocada por la medida.

En Veracruz, medio centenar de establecimientos, entre ellos tiendas de abarrotes, supermercados y grandes superficies, sufrieron saqueos, según los primeros datos de la cámara de comercio local. Los guardas de las tiendas se vieron superados por multitudes que se llevaron ropa, comida, lavadoras, televisores, reproductores de DVD y frigoríficos. En un supermercado, sus responsables dispararon al aire para dispersar a la multitud.

Los bloqueos de terminales de combustible en los estados de Chihuahua, Morelos y Durango habían causado una “situación crítica” en la distribución de combustibles para las gasolineras en esas entidades, al punto de amenazar  interrumpir el funcionamiento de los aeropuertos en Chihuahua y Baja California, agregó.

Autoridades nacionales, regionales, gubernamentales, distintos funcionarios de Estado en representación de las instituciones, tuvieron que pronunciarse para llamar a la calma, explicar que son acciones al margen de la ley y que no tienen nada que ver con la libre expresión ni los derechos de los mexicanos. El propio Presidente de México, Enrique Peña Nieto tuvo que intervenir para decir que eran “falsos los mensajes, publicaciones y audios que circulan en redes sociales sobre un supuesto toque de queda o presencia de grupos armados en algunos municipios”.

En un boletín presidencial se esgrimió que los mensajes “han sido difundidos irresponsablemente con el único propósito de generar psicosis y temor entre la gente”. “El Gobierno de la República no permitirá abusos de quienes al amparo de esta medida (la subida de precios) se excusan y cometen tropelías”, dijo el mandatario desde la residencia oficial de Los Pinos en su primer mensaje del año a los medios.

 

Psicosis en las redes sociales

Se desató una psicosis colectiva debido a los mensajes, grabaciones y videos difundidos en redes sociales sobre los falsos robos masivos a comercios y otros hechos de violencia, derivados de protestas por el alza en el precio de los combustibles.

El temor y angustia de ser víctima de la delincuencia comenzó a cundir desde el mediodía de ayer, cuando se empezó a difundir en televisión, radio e internet, la noticia de robos en algunos establecimientos comerciales.

En en portal web de LoQueSigue se difundió el listado de las 1.501 cuentas que compartieron la invitación a protestar con motivo del alza en los combustibles e incluso a saquear dicha cadena comercial.

De manera paralela comenzaron a difundirse en redes sociales 11 mensajes de voz de supuestos policías que alertan a la población a no salir a la calle. “Esto se está poniendo muy feo, y a la hora que nos digan se activa la emergencia, vamos a disparar a fuego abierto”, decía uno de ellos.

Además, se difundieron otros 40 mensajes de falsos robos y 60 de falsos hechos de vandalismo y seis convocatorias a actos de rapiña, lo que generó un pánico injustificado, e incluso se habló de una marcha masiva al Zócalo para hacer una protesta masiva y saqueo a establecimientos.

A través de WhatsApp circuló un mensaje alertando a los capitalinos y a los habitantes del Estado de México a no salir de sus viviendas para evitar ser víctimas de la delincuencia.

“Cierren locales, tiendas, mercados, papelerías, las están asaltando. Tipos vestidos de negro, encapuchados y con motos iban pasando a robar a mano armada y no son los que están haciendo protesta”.

“El día de hoy saquearon muchas tiendas, incendiaron casas y gasolineras, hubo muchos heridos y algunos muertos”, fue el mensaje falso que circuló a través de WhatsApp.

 

/* ]]> */